Donde hay fe la congoja no tiene lugar

 

Aún si tienes poca fe, tan pequeña como un grano de mostaza, la tristeza se irá. Pero, si no tienes fe, entonces te harás semejante a una fiera salvaje.

Traducción y adaptación: Jose David Menchu

Aún si tienes poca fe, tan pequeña como un grano de mostaza, la tristeza se irá. Pero si no tienes fe, entonces te harás semejante a una fiera salvaje. No tendrás paz y hasta te enfermarás, o reñirás con otros. ¡Que el Buen Dios nos dé fuerzas! Clamemos: “¡Tú, Cristo, que no tienes pecados y te sacrificaste por el mundo, ayúdame también a mí, pecador!”.

(Traducido de: Ca aurul în topitoare. Viața mucenicească a unui Iov al zilelor noastre: Anastasie Malamas, Traducere din limba greacă de Ieroschimonah Ștefan Nuțescu, Editura Evanghelismos, București, 2012, p. 63)

Leer otros artículos sobre el tema: fe, congoja, fe en Dios