¡Acércate más a la Iglesia!

 

La Iglesia no te oculta el hecho que la plaga del pecado es terrible, que ha herido a todos y que nadie podría librarse de ella.

Traducción y adaptación: Jose David Menchu

¡Ven más seguido a la iglesia, para alabar a Dios o para llorar tu debilidad espiritual, tu pobreza de alma y tus pecados! Nadie podría compartir con más sinceridad y con más fuerza tu dolor, que la Iglesia misma. Sus mejores hijos fueron puestos a prueba, al igual que tú. También ellos se sintieron débiles, también ellos erraron. La Iglesia no te oculta el hecho que la plaga del pecado es terrible, que ha herido a todos y que nadie podría librarse de ella. Todos han llorado, todos han orado, todos han sufrido, todos se han entristecido, todos han sido sometidos a los más duros exámenes... ¡con esto notarás qué sencillo se vuelve ser paciente y soportar el sufrimiento!

(Traducido de: Ioan de Kronstadt, Liturghia – cerul pe pământ, Editura Deisis, Sibiu, 2002, p. 54)