¿Hay alguna categoría de personas que no puedan salvarse?

 

El sacrificio del Gólgota se hizo para la salvación del mundo entero, no solamente para que se salvaran algunos pocos.

Traducción y adaptación: Jose David Menchu

¿Hay alguna categoría de personas que no puedan salvarse?

—Querido hijo, solamente el demonio no se puede salvar. Esta es la respuesta. No necesito que me lo vuelvan a preguntar. ¡La única condición es que se arrepienta! Supongamos que estamos hablando de un asesino: si se arrepiente sinceramente, llorando con el corazón contrito, y además se confiesa, Dios lo perdona. El sacrificio del Gólgota se hizo para la salvación del mundo entero, no solamente para que se salvaran algunos pocos. No, fue para que todos nos pudiéramos salvar. Nuestro Señor no fue crucificado para redimir únicamente cierta categoría de pecados, sino por todo lo que es pecado en este mundo. No hay pecado más grande que el de Judas, porque conscientemente traicionó a Dios mismo. Y, sin embargo… habría sido perdonado, si no hubiera tomado la decisión de ahorcarse. Yo suelo aconsejarles a los confesores que amen a todos sus hijos espirituales tal como son.

(Traducido de: Ne vorbește Părintele Arsenie, ediția a doua, volumul 3, Editura Mănăstirea Sihăstria, 2010, p. 73)